ARMIN STROM PRESENTA A SWISS PRESTIGE COMO NUEVO SOCIO MINORISTA, AUTORIZADO PARA HONG KONG Y MACAO

"Enfocamos nuestra atención en los productos excepcionales y de lujo. Con sus originales diseños fabricados en pequeñas cantidades, reveladores del movimiento interno, ARMIN STROM representa una magnífica incorporación a nuestra cuidada selección de marcas de relojes", dice Jacqueline Ng, Directora General de Swiss Prestige.

La nueva asociación, una extensión de la actual red comercial de ARMIN STROM, significa, sin duda, un gran logro para la marca y un reconocimiento a la creatividad de la empresa, al valor de la marca y al esfuerzo incansable. "Estamos hablando de desarrollar servicios y productos únicos e innovadores, algo que hará que la experiencia del usuario sea excepcional", manifiesta Serge Michel, propietario de la marca.

Los relojes de ARMIN STROM están diseñados de forma que muestran la mecánica interna del movimiento en la parte frontal de la esfera. "Lo magnífico de un reloj es que estamos ante un pequeño motor mecánico, perfectamente construido para mantener la precisión del tiempo", explica Claude Greisler, Director General de la marca. "El movimiento es el corazón del reloj y verlo funcionar crea una obra de arte dinámica, reflejo de un oficio centenario. Y constituye una verdadera inversión.”

Con veinte empleados en su sede de Bienne, ARMIN STROM diseña y fabrica sus propios movimientos y cajas. Cada reloj es acabado a mano por los relojeros altamente cualificados de la compañía. Además, gracias al innovador configurador de relojes, estos pueden configurarse y personalizarse fácilmente.

En el mundo de la relojería, la esqueletización es el término utilizado para referirse a la eliminación de cualquier metal extraño al funcionamiento del reloj. Fundada por el maestro esqueletizador Armin Strom en 1967, la familia Michel compró la empresa en 2006 e invirtió en instalaciones y equipos con el fin de poder comenzar producir la totalidad de los movimientos de sus relojes.

La firma Swiss Prestige se halla sólidamente establecida en toda Asia como distribuidor líder de relojes suizos de calidad. A través de su oficina central y de sus filiales, Swiss Prestige representa a conocidas marcas de relojes suizos en Hong Kong, China, Taiwán y Australia.

Jacqueline Ng, por parte de Swiss Prestige, y Serge Michel, por la de ARMIN STROM, se hallan sumamente satisfechos y esperan una asociación exitosa y colaborativa.